Responder al tema  [ 35 mensajes ]  Ir a página 1, 2  Siguiente
El Blocao de la muerte 
Autor Mensaje
Administrador
Avatar de Usuario

Registrado: 2011 10 29, 7:44
Mensajes: 28824
Mensaje sin leer El Blocao de la muerte
Imagen
El Blocao de la muerte en el Gurugú en 1927

_________________
Honor y Gloria a los que dieron su vida por España


2015 09 17, 8:18
Perfil
Administrador
Avatar de Usuario

Registrado: 2011 10 29, 7:44
Mensajes: 28824
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte

LA HERÓICA DEFENSA DEL BLOCAO DE "DAR HAMED"

Eran aquellos días angustiosos de septiembre de 1921, del asedio de la Plaza de Melilla por Harka enemiga potente… El cañón rifeño desde el Gurugú, una y otra vez tronaba. Se acumulaban Unidades peninsulares, materiales y municiones para iniciar las operaciones de reconquista, acusando el enemigo el inminente avance hacia Nador


El Mando, ansioso de vengar la ofensa recibida y dar cristiana sepultura a los cuerpos de nuestros soldados, que aún yacían insepultos calcinados por el ardoroso sol africano, había ordenado que una importante columna militar al mando del General Sanjurjo y cuya vanguardia estaría formada por las Fuerzas Regulares y el Tercio de Extranjeros, partiese de Melilla adentrándose en tierras del Protectorado, para dar así inicio a la acción de Reconquista del territorio perdido en la desgraciada campaña del mes de Julio de ese mismo año 1921.

Protegían la línea avanzada de la Zona de Melilla, una serie de posiciones defensivas denominadas “BLOCAOS”, guarnecidas por un pelotón o una sección, según su importancia y completamente aislados en lo que respecta al terreno, comunicándose entre ellos a través del heliógrafo y de noche, mediante las señales luminosas transmitidas por unas linternas o lámparas de campaña modelo “magín”. La obra de fábrica de estos blocaos, como es lógico y dadas las circunstancias, no podía ser mas rudimentaria: unos cuantos sacos terreros, protegidos por alambradas de un metro o metro y medio de altura y en ocasiones algún modesto blindaje con materiales propios del terreno, como troncos, ramas, etc. Como frágil techumbre o cubierta, figuraba una lámina ondulada de cinc, a la cual los soldados se encargaban de eliminar a las pocas horas de su colocación, dadas las altísimas temperaturas que la citada lámina, al recalentarse en las horas centrales del día debido a los ardientes rayos del sol africano, proyectaba al interior del reducido habitáculo. Uno de estos blocaos era el de “Dar Hamed”, al que sus eventuales huéspedes denominaban “El Malo”, toda vez que las condiciones de vida en su interior no debían ser muy confortables. Situado sobre una ladera del monte Gurugú, su situación estratégica era de vital importancia para la defensa de Melilla, así como para dar protección y seguridad al avance de la columna “Sanjurjo”, pues garantizaba el paso por la carretera de Nador, cubriendo el frente del barranco de Sidi-Musa.

El día 13 se dio la orden urgentísima a la Brigada Disciplinaria de Melilla de preparar pequeñas Unidades que habían de salir para relevar las guarniciones y cubrir los destacamentos de tres blocaos. En el Cuartel del Hipódromo se alojaban los restos del célebre Cuerpo de Disciplina, los escasos supervivientes de la fábrica de harina de Nador, los valientes que tras la dura prueba de los diez días de sitio de aquella casa industrial la suerte les tenía reservada: La terrible desventura del blocao famoso.

Al mando del joven Teniente granadino Don José Fernández Ferrer, salieron en la madrugada del 14 para relevar a un Pelotón de Legionarios que guarnecía el blocao de Dar Hamed, los valientes Disciplinarios: Suboficial, Don Aquilino Cadarso; Cabo, Sergio Vergara, y diecisiete soldados de segunda, entre los que fue preciso elegir de destinos del Cuerpo, únicos que quedaban de esa Brigada heroica.

Desde la mañana, bien temprano, rompió el fuego el enemigo, que, potente y bien armado, eran dueños de las alturas y cerros que en anfiteatro circundan el emplazamiento donde estaba el blocao. Con fuego cruzado, intenso y mortífero, hacían dificilísimo, casi imposible, el acercarse al puesto que había que relevar. Todo el día duró el intento, y hasta las seis de la tarde no se logró hacer el relevo, y éste, hombre a hombre, arrastrándose por el terreno, rodando por los barrancos, entrando un Disciplinario y saliendo del blocao un Legionario en la misma forma, desperdigados, a la carrera y con riesgo evidente y serio.

Cerrada la noche, a oscuras, en aquel estrecho recinto de muerte y desolación, sin haber probado bocado, bebiendo agua sólo a tientas cuando se tropezaba con las cubas, los valientes Disciplinarios del Teniente Fernández Ferrer no tuvieron tiempo más que para acudir a las aspilleras, y en un fuego continuo, que hacía imposible manejar los fusiles, caldeados por el incesante disparar, contestó con fe patriótica y bríos de marcial entereza al fuego intenso, pertinaz y seguro de la numerosa Harka que asediaba el pequeño puesto.

Voces de chacales, alaridos salvajes de fieras rifeñas acompañaban a los rudos ataques, que, sucesivos y bien dirigidos, daban los cabileños al blocao.

Con dos piezas de artillería emplazadas en las alturas próximas, cañoneaban los moros el destacamento, cayendo al poco herido el valeroso Teniente Ferrer por un proyectil de cañón, quemándole la espalda, que le hizo caer en tierra al sufrir también lesiones graves en la cadera por cascotes y peñascos derribados por los cañonazos. Igualmente fueron heridos a primera hora el Cabo Vergara, en la cara, y el soldado José Prat. Duró el fuego toda la noche, contestándose a él con valerosa entereza por los fusiles de los defensores, a los que animaba con sus frases y exhortaciones el heroico Teniente herido, en el suelo, sobre unos sacos, medio curado con un paquete de los de cura individual, pidiendo continuamente agua, que a tientas había que buscar entre el ruido ensordecedor de las repetidas y múltiples descargas y sin más luz que la siniestra e instantánea de los fogonazos de los defensores.

Al terminar aquella noche tétrica, próximo al amanecer, decreció el fuego enemigo. Con la llegada del día se retiraban los cabileños, pues sabían que con la luz natural llegarían auxilios a aquellos leones a los que no habían podido rendir en más de doce horas de apretado asedio.

Aplacado el fuego, bien entrado el día, salieron voluntarios seis Disciplinarios para arreglar exteriormente los desperfectos que tenía el blocao entre éste y las alambradas. El Teniente Fernández Ferrer envió a un soldado a la Segunda Caseta, solicitando refuerzos por teléfono desde esta última posición, haciendo saber la angustiosa situación en que se hallaba la guarnición.

Cerca de las tres de la tarde del día 15 volvió el enemigo a bombardear el blocao, contestando el destacamento con el fuego de sus fusiles, batiendo a los servidores de las piezas con visibles blancos, rompiendo los moros un nutrido fuego de fusil, muy bien dirigido por retaguardia y flancos desde distintos puestos, parapetados en las barrancadas y montones de piedras.


Mientras tanto…, el Teniente de Infantería Don Eduardo Agulla Jiménez-Coronado, que manda las Fuerzas del Tercio de Extranjeros destacadas en el Atalayón, quiere ir en ayuda de los defensores del blocao, y el Mando no le autoriza. Sus hombres son necesarios para la defensa de su propia posición y solamente le permiten destacar en auxilio de aquel un grupo de Legionarios al mando de un Cabo. Forma a su Tropa y comunica su decisión. Todos a una se presentan voluntarios y quieren ser los elegidos. El Teniente escoge a los que cree más decididos. La situación es desesperada, todos lo saben. Las posibilidades de triunfo son escasas. La empresa, antes de iniciarse, tiene en sí la consecuencia cierta de una tragedia. El Teniente Agulla designa al Legionario de Primera Suceso Terreros López, que ya desempeñaba el cometido de Cabo, como Jefe del grupo de los quince Legionarios que han sido elegidos, más que para cumplir con una misión, para cumplir con un rito glorioso y noble: el de la muerte.

Sobre las seis y treinta a siete de la tarde llegaron a las proximidades del blocao de Dar Hamed el Cabo interino Suceso Terreros López y quince Legionarios de segunda, todos ellos pertenecientes a la 1ª Compañía de la Primera Bandera. Se encuentran el blocao rodeado por el enemigo. Se abren paso y, al llegar a las alambradas, dos de ellos caen heridos y son recogidos inmediatamente.

Apenas anochecía, los moros arreciaron en sus acometidas, dando muestras de tenacidad en sus propósitos de apoderarse de la posición. Para contestar al fuego, los Legionarios tuvieron que ponerse en las aspilleras, a medida que iban entrando, sin tiempo siquiera para conocerse, pues a oscuras, y en el espacio reducido de aquel interior cuadrangular, ni oían, entre las detonaciones continuas, los “ayes” y lamentos de los heridos y moribundos y las voces e imprecaciones de los tiradores, a los que animaba y daba ejemplo el Suboficial Don Aquilino Cadarso con gran entereza.

Cerrada la noche, arrecia la intensidad del fuego. Los moros avanzan un cañón, bombardeando con certeros disparos a la guarnición. Sobre las nueve de la noche el Teniente Fernández Ferrer recibe un nuevo balazo que le privó de la vida, continuando con el mando el valiente Suboficial Cadarso, que herido en la cara muy grave seguía dirigiendo el fuego y animando a los diezmados defensores con un ejemplo de heroísmo innegable hasta que, aproximadamente a las once de la noche, un certero cañonazo derribó un ángulo del blocao, cayéndole encima sacos terreros, piedras y escombros en gran cantidad causándole la muerte.

Quedó como Jefe del destacamento el Cabo Vergara, que herido desde la tarde anterior de cuatro balazos se sostuvo hasta poco más de las doce, hora en que recibió un quinto balazo, derribándole en tierra sin vida. Los restos de aquella Fuerza heroica siguieron resistiendo sin desmayos, al mando del Cabo interino Suceso Terreros López, dispuestos a morir matando y vitoreando a España, al Rey y a La Legión, a la vez que contestaban al fuego del enemigo, los que podían hacerlo, rechazando los repetidos ataques de que eran objeto por los cuatro frentes.


A las dos de la mañana del 16 se habían agotado las municiones, así como la dotación personal que tenían los correajes, todos colgados desde el día anterior de estaquillas y palos puestos entre los sacos terreros, haciendo fuego sólo cinco o seis hombres útiles con los cartuchos desperdigados que encontraban a mano. Los defensores eran cadáveres o heridos que, sin poderse valer, estaban en tierra dando quejidos y lamentos, viéndose morir sin auxilios posibles, ensombreciendo aquel trágico cuadro de muerte y de horror, donde se sacrificaban por España un puñado de españoles. Terreros encomendó al Legionario Miralles Borrás y al Disciplinario Mediel Casanova –conocedores del terreno- que por distintos lugares salieran al exterior, con objeto de alcanzar la Segunda Caseta y dar cuenta de la apuradísima situación en que se encontraban los pocos supervivientes.

Una hora después, algo más de las tres de la madrugada, ya el blocao no hacía fuego. Ya no era tal blocao; era un montón de escombros y cadáveres demolidos a cañonazos; entonces los rifeños se acercaron a las alambradas, derribándolas. Los indefensos heridos –que lo estaban de gravedad-, haciendo esfuerzos sobrehumanos, vendieron cara su vida, siendo rematados por los asaltantes con sus gumías.

A las cuatro y treinta de la mañana, extenuado y herido, llegó a la Segunda Caseta el Legionario Ernesto Miralles Borrás, y media hora más tarde se presentaba el Disciplinario Marcelino Mediel Casanova.

El Sargento Don Ruperto Valle Donaire, que acompañado de dos Legionarios, se acercó al lugar donde estaba instalado el blocao, pudo ver y comprobar que se encontraba completamente destruido, y entre sus escombros los cadáveres de quince Legionarios.

Desde entonces, el blocao de Dar Hamed, de sobrenombre “El Malo”, se llamaría el “De La Muerte”

Gesta sublime de unos hombres que han escrito en el Libro de Oro de La Legión una página gloriosa, para que sea leída con la veneración que se le debe al héroe, y para que el constante recuerdo de todos sirva de Ejemplo y de Norma.

La Legión entera demostraría en cientos de hechos de Armas ser dignos sucesores de aquellos dieciséis Legionarios que acudieron a la muerte con la sencillez de los que solo esperaban un premio: “La Gloria”.


Imagen

_________________
Honor y Gloria a los que dieron su vida por España


2015 09 17, 8:27
Perfil
Administrador
Avatar de Usuario

Registrado: 2011 10 29, 7:44
Mensajes: 28824
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte
Imagen
Diorama en la sala histórica (fuerte de Cabrerizas Altas) del Tercio Gran Capitán 1º de la Legión.
Imagen
Esto es lo que queda en la actualidad de la posición de Sidi Hamed el Hach.
Todos los orificios en su fachada son de fuego enemigo.

_________________
Honor y Gloria a los que dieron su vida por España


2015 09 18, 12:37
Perfil
Avatar de Usuario

Registrado: 2013 02 25, 4:38
Mensajes: 2167
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte

Blocao de la muerte

Escucha bien esta historia No pierdas ningún detalle
Un hombre que era un cualquiera Que en su tierra no era nadie
Cansado de no hacer nada y que a nadie le importase
Que no le echaran de menos si a la legión se alistase
Quería sencillamente hacer algo con su vida
El tío era un valiente y allí se fue pa melilla
Salió con un pelotón junto a 13 compañeros
El cabo que les guio era suceso terreros
El malo estaba sitiado no había escapatoria
Habían bombardeado y allí encontraron su gloria
Que se entere su familia que lo sepa el pueblo entero
Había dado su vida había muerto sin miedo
y no le importa medallas, honores ni na
Solo quería servir a su patria
Y sin pensar en su vida y en que pasara
Mayor honor es morir por España
Y en el blocao situado bajo el gurugu
Necesitaban una ayuda urgente
Y voluntarios acudían sabiendo muy bien
Que aquello era el blocao de la muerte
Ya apasao mucho tiempo y a veces nos olvidamos
Así siempre ha sido el tercio a ver si nos enteramos
Era gente sin estudios y algunos muertos de hambre
Dejaron atrás sus vidas y murieron en combate
No tenía miedo a nada la muerte su compañera
Su vida no vale nada morían por su bandera
Que salgan los banderines y resuenen las cornetas
Cojamos todos la papa porque esta es también su fiesta
Por que el 20 de septiembre es el día legionario
De los que aun estamos vivos y de los que se marcharon
Es una parte de historia que escribieron con su sangre
Y nosotros en su memoria queríamos recordarle
Y no le importa medallas, honores ni na
Solo quería servir a su patria
Y sin pensar en su vida y en que pasara
Mayor honor es morir por España
Y no le importa medallas, honores ni na
Solo quería servir a su patria
Y sin pensar en su vida y en que pasara
Mayor honor es morir por España
Y en el blocao situado bajo el gurugu
Necesitaban una ayuda urgente
Y voluntarios acudían sabiendo muy bien
Que aquello era el blocao de la muerte

Hermandad de Caballeros Legionarios

_________________
UN AMIGO NO ES AQUEL QUE TE SECA LAS LAGRIMAS, SINO AQUEL QUE EVITA QUE LAS DERRAMES


2016 03 20, 12:35
Perfil
Avatar de Usuario

Registrado: 2013 02 25, 4:38
Mensajes: 2167
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte

DRAMA LEGIONARIO EN TRES ACTOS Y PROSA ORIGINAL DE LEANDRO ALFAYA REY
Estrenada en el “AUDITÓRIUM CARVAJAL” de Melilla, el día 19 de Septiembre de 1963

La acción transcurre en el mes de Septiembre del año 1921, en las estribaciones del Monte Gurugú. El primer acto en el Atalayón, (Melilla)

NOTA DEL AUTOR
Los nombres de los protagonistas se ajustan a la realidad.
El argumento se ajusta al Parte de Guerra dado en su día por el Capitán Franco Salgado al Comandante Jefe de la I Bandera del Tercio de Extranjeros

Imagen
subir fotos

El Blocao de la Muerte
Los Legionarios llamaban “El Malo” al blocao de Dar- Hamed, instalado en las faldas del Gurugú. Por su situación avanzada, por lo accidentado del terreno apto para la disimulación de los atacantes, que contaban, además con artillería para batir la fortificación reducida a unos sacos terreros con cubierta de tablas y una alambrada alrededor, por todo ello, decimos, el blocao de Dar- Hamed era presa codiciada por las harkas.
Como consecuencia de un relevo, el 14 de Septiembre de 1921, el blocao queda guarnecido por tropas del Batallón Disciplinario al mando de un Oficial. Al día siguiente es atacado duramente con fuegos de fusil y de cañón; una granada rompedora cae en medio de la posición ocasionando varios heridos, entre ellos el Oficial. Pero los defensores no se dejan intimidar; caen más heridos y la defensa se debilita.
El Teniente Agulla, que manda las Fuerzas Legionarias establecidas en el Atalayón, pide permiso para acudir con toda su Unidad en socorro de Dar- Hamed pero no se le concede, por lo que el Oficial Legionario pide voluntarios para acudir, al mando de un Cabo también voluntario, a reforzar el blocao durante la noche.
Todos quieren ir y el Teniente designa al Cabo Suceso Terrero López para que con 14 Legionarios vaya a socorrer el blocao “El Malo”. Todos conocen su destino y las pocas o ninguna posibilidades que tienen de salir con vida. Por ello, hacen las últimas recomendaciones a sus amigos para que “hereden” sus propiedades, escriban a las familias o a las novias en caso necesario. Lorenzo Camps, que acaba de percibir la parte correspondiente de su prima de enganche, entrega al Teniente Agulla 250 pesetas, cuanto le ha quedado, y le dice estas palabras que parecen sacadas de un poema homérico:
- “Mi Teniente, como vamos a una muerte segura, ¿quiere usted entregar este dinero a la Cruz Roja?”
Ya de noche, el Cabo Suceso Terrero y sus 14 Legionarios emprenden la marcha, rompen el cerco de los enemigos que se lanzan sobre ellos y entran en el blocao; en las alambradas han caído dos heridos que se llevan al interior. Con su presencia levantaron el ánimo de los que allí estaban. El combate que se entabla es épico. El crepitar de los disparos de fusil, el estallido de las granadas de mano y el fragor de los cañonazos componen una terrible sinfonía. Hacia la media noche, el enemigo ha acercado una pieza de artillería a cincuenta metros, la dispara y se eleva de Dar- Hamed el fulgor de una gran llamarada que sube hasta el cielo. Los enemigos entran, pero tienen que luchar con los heridos, que se defienden con dientes y uñas. Los harkeños rematan a los heridos y destruyen cuanto hay allí.
Por primera vez, esto es cierto; el enemigo ha arrebatado una posición a los Legionarios, pero ha sido cuando todos han muerto.
Cuando al día siguiente llega la Columna, solo ve allí cadáveres, ruina y desolación.
Suceso Terrero, el Cabo, y sus 14 Legionarios, han cumplido exactamente el Credo Legionario en su artículo “El Espíritu de la Muerte”.


http://www.ejercito.mde.es/Galerias/Des ... Blocao.pdf

_________________
UN AMIGO NO ES AQUEL QUE TE SECA LAS LAGRIMAS, SINO AQUEL QUE EVITA QUE LAS DERRAMES


2016 03 20, 12:47
Perfil

Registrado: 2014 03 04, 1:15
Mensajes: 959
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte
Estoy contigo Maño. Tuvo que ser durísimo. Y vete a saber cuantas historias parecidas habrá de aquellos tiempos

que ni sabemos............ni se sabrá.

Un Saludo compis.


2016 03 21, 12:29
Perfil
Avatar de Usuario

Registrado: 2013 02 25, 4:38
Mensajes: 2167
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte
Imagen
subir fotos gratis

Extracto de los Episodios Legionarios, redactados por el comandante de infantería Asensi López-Blanco. En este caso hace referencia a la gesta realizada en septiembre de 1921 por el cabo Suceso Terrero y 14 legionarios, que reforzaron el blocao Dar Hamed hasta morir todos ellos tras un combate épico en el que más tarde sería conocido como "el blocao de la muerte". Era la primera vez que los rifeños arrebataban una posición a los legionarios pero fue cuando ya no quedaba ni uno vivo. El episodio ha sido objeto de representación teatral en numerosas ocasiones, la última el 13 de septiembre de 2013 en el Teatro Kursaal de Melilla (drama en tres actos y prosa, original del capitán caballero legionario fallecido Leandro Alfaya Rey)". Sala Histórica del Tercio Gran Capitán 1º de la Legión. Archivo del autor

_________________
UN AMIGO NO ES AQUEL QUE TE SECA LAS LAGRIMAS, SINO AQUEL QUE EVITA QUE LAS DERRAMES


2016 03 28, 1:42
Perfil
Administrador
Avatar de Usuario

Registrado: 2011 10 29, 7:44
Mensajes: 28824
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte

Cuidado con los blocaos y no nos liemos,que por culpa de los blocaos en otros lares se pierden las formas
:lol: :lol: :lol:

_________________
Honor y Gloria a los que dieron su vida por España


2016 03 28, 2:10
Perfil
Avatar de Usuario

Registrado: 2013 02 25, 4:38
Mensajes: 2167
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte
Imagen
hosting imagenes

RELACIÓN DE CABALLEROS LEGIONARIOS MUERTOS EN COMBATE
EN ACTO DE SERVICIO A LA PATRIA ESPAÑOLA EN EL “”BLOCAO EL MALO””
(BLOCAO DE LA MUERTE)

CABO.- D.JOSÉ SUCESO TERREROS
LEGIONARIO.-D.LORENZO CAMPS PUIGREDON
LEGIONARIO.-D.JOSÉ TOLEDANO RODRÍGUEZ
LEGIONARIO.-D.GUMERSINDO RODRÍGUEZ
LEGIONARIO.-D.FRANCISCO LÓPEZ VELÁZQUEZ
LEGIONARIO.-D.ÁNGEL LORINZ BERBER
LEGIONARIO.-D.RAFAEL MARTÍNEZ RÓDENAS
LEGIONARIO.-D.FÉLIX DE LAS AJERAS ALBA
LEGIONARIO.-D.JUAN VICENTE CARDONA
LEGIONARIO.-D.MANUEL DUARTE SOSA
LEGIONARIO.-D.JUAN AMORÓS LENIX
LEGIONARIO.-D.ENRIQUE GARCÍA RODRÍGUEZ
LEGIONARIO.-D.FRANCISCO LÓPEZ HERNÁNDEZ
LEGIONARIO.-D.JOSÉ FUENTES VALERA
LEGIONARIO.-D.ANTONIO MARTÍNEZ VILLAR

CREANDO GLORIOSA HISTORIA A CAMBIO DE SU MUY PRECIADA VIDA EL DIA 14 DE SEPTIEMBRE DE 1.921.-
¡¡¡¡SIEMPRE PRESENTES EN NUESTRA VIVA MEMORIA!!!!

¡¡¡VIVA ESPAÑA!!!
¡¡¡VIVA LA MUERTE!!!
¡¡¡VIVA SIEMPRE LA LEGION!!!

Sabiendo que iban a una muerte cierta,el Cabo D.José Suceso Terreros y 14 Legionarios cayeron en combate en el Blocao de la Muerte. Se les ordenó romper el cerco enemigoque con incesante fuego les tenía rodeados, impidiendoles el avance, causándoles numerosas bajas a toda la unidad.
El Teniente Agulló fué quien percibió del Caballero Legionario D.LORENZO CAMPS PUIGREDON, 250 pesetas,(sabiendo que iban a una muerte segura), para su donación a la Cruz Roja.


http://amilalegion.webcindario.com/caid ... uerte.html

_________________
UN AMIGO NO ES AQUEL QUE TE SECA LAS LAGRIMAS, SINO AQUEL QUE EVITA QUE LAS DERRAMES


2016 04 11, 7:01
Perfil
Avatar de Usuario

Registrado: 2013 02 25, 4:38
Mensajes: 2167
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte
Los 16 héroes de la Legión que defendieron el «Blocao de la muerte» contra cientos de rifeños

El 15 de septiembre, después del Desastre de Annual, un pequeño grupo de españoles luchó hasta la última gota de sangre contra los marroquíes para evitar que llegaran hasta Melilla

Fue una gesta que valió a 16 legionarios las loas de Millán Astray (el fundador de la Legión -en sus inicios Tercio de Extranjeros-), quien dijo de ellos que habían sido «los más preclaros héroes» de ese cuerpo. La defensa que estos hombres hicieron del «blocao» de Dar Hamed, una pequeña posición defensiva ubicada en la ladera del monte Gurugú, logró hacerles un hueco en la historia militar de nuestro país.

Y ya no solo porque en ella vendieron cara su vida contra los cientos de rifeños que trataban de asediarles, sino porque nuestros protagonistas acudieron voluntarios a ese fuerte (posteriormente conocido como el «Blocao de la muerte») en ayuda de una unidad española que solicitaba refuerzos y sabiendo que, por mucho que dispararan, estaban condenados a darle un beso en persona a su eterna novia: la muerte. Ahora, aprovechando que se celebra el 95 aniversario del Desastre de Annual (el cual provocó esta gesta) recordamos su historia.

Para entender cómo llegaron los rifeños a asediar el «blocao» de Dar Hamed es necesario retroceder en el tiempo unos meses atrás, hasta el verano de 1921. Por entonces, la situación parecía idónea para el Ejército Español en África y para el oficial encargado de dirigir el contingente en la zona, el general Silvestre.

Imagen
imag
Ejemplo de un «blocao» en África- ABC/Ramón Alba

Y es que, tras años y años de combates en el Rif, este militar había logrado extender de una forma increíble el territorio rojigualdo al sur de Melilla a base de fusil y bayoneta. Sin embargo, la realidad era bien diferente a la que mostraban los mapas, pues la expansión había sido tan rápida, y el terreno conquistado tan ingente, que había sido imposible construir defensas decentes y establecer una buena línea de suministro de agua en la zona.

El resultado fue la conquista de una ingente cantidad de territorio (Silvestre penetró en el continente unos 130 kilómetros) en el que fue imposible armar una estructura defensiva que pudiera resistir el ataque de los enemigos. Tal solo se construyeron una serie de precarios fuertes llamados «blocaos». Pequeñas posiciones que habitualmente consistían en una casamata de sacos terreros; un refuerzo fabricado con troncos de árbol; una alambrada (si se consideraba que la posición lo merecía) y un tejadillo de chapa o madera que solía ser retirado por el gran calor que provocaba a los soldados. Eran, además, fortines levantados en mitad de la nada y separados muchos kilómetros unos de otros debido a que la extensión de la región a defender era gigantesca.


Imagen
subir foto
El general Silvestre ofrece protección al hijo del caid Kalluch, quien desea luchar con España- ABC/Lázaro


Silvestre alargó muchísimo sus líneas de abastecimiento. Había creado muchos blocaos en posiciones altas, sin agua, y con condiciones de vida difíciles. Había además dividido sus fuerzas mal equipadas en un cordón de más de 140 (algunos señalan 144) posiciones, fortines casi completamente aislados entre si. Estos blocaos estaban de 20 a 40 kilómetros según el terreno, y con unas fuerzas tan repartidas que no era posible hacer frente a un ataque enemigo: la mayoría de estos blocaos tenían entre doce y veinte hombres, nada más. Además, la ubicación de los blocaos tenía más que ver con aspectos políticos que con militares. Otras veces se colocaban los blocaos en zonas en las que los nativos lo pedían para defenderse de cábilas (tribus) enemigas de España», explica Jesús María Ruiz Vidondo, doctor en historia militar, colaborador del GEES (Grupo de Estudios Estratégicos) y profesor del instituto de educación secundaria Elortzibar, en su dossier «El “Desastre de Annual”. Cambio de política en el norte de África».


El primer nombre que recibió la Legión fue el de Tercio de Extranjeros

Los rifeños, que eran bastante avispados en lo que se refiere a lo militar, no tardaron en percatarse de que lo mejor que podían hacer cuando asediaban una de estas posiciones era rodearla, bombardearla, y esperar a que los defensores se quedaran sin agua o sin comida. Al fin y al cabo, a los peninsulares les resultaba casi imposible recibir refuerzos debido a la gran extensión de territorio que había entre los «blocaos» y a que carecían de un buen sistema de comunicación efectivo con las posiciones principales

_________________
UN AMIGO NO ES AQUEL QUE TE SECA LAS LAGRIMAS, SINO AQUEL QUE EVITA QUE LAS DERRAMES


2016 08 12, 9:03
Perfil
Avatar de Usuario

Registrado: 2013 02 25, 4:38
Mensajes: 2167
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte
El Desastre

El 17 de julio Silvestre entendió por las bravas que las defensas que había ordenado elaborar eran casi irrisorias. Fue esa jornada cuando Abd El-Krim (uno de los principales líderes rifeños) lanzó un ataque contra la posición española en Igueriben (una de las más adelantas). Ubicada al sur de Melilla, apenas era defendida por unos 300 hombres que no pudieron resistir ante el implacable avance nativo. No hubo resistencia posible, los soldados peninsulares fueron aniquilados sin contemplaciones. Después, el jefe tribal dirigió sus tropas hasta Annual, un campamento ubicado a unos 100 kilómetros de Melilla en el que había unos 5.000 combatientes de nuestro país.

Imagen
subir fotos online
Un sacerdote recoge cuerpos tras el Desastre de Annual- ABC

Desesperado al ver como un gigantesco ejército de rifeños se dirigía hacia esa base, Silvestre tomó una de las peores decisiones de su vida militar: ordenó a todo aquel que se encontrase en el campamento retirarse hasta Melilla. Así fue como el pánico cundió entre los militares, muchos de los cuales solo pensaron en salvar su vida y asesinaron a sus propios compañeros para poder subirse a uno de los solicitadísimos vehículos que salían de allí a toda prisa. «Entre el caos, los oficiales pierden el control, y los soldados -al ver que nadie cubre su retirada-, tratan de ponerse a cubierto de las balas corriendo [...]. Carros, material y heridos son abandonados, muchos oficiales escapan sin cumplir con su deber, y la retirada ordenada no tarda en convertirse en una desbandada general bajo el fuego de los rifeños», explica Vidondo,

El resultado quedó grabado en la Historia como el «Desastre de Annual». Y lo cierto es que el apelativo no fue para menos, pues terminó dejando más de 10.000 españoles muertos entre los presentes en el campamentos, las tropas de refuerzo, y todo aquel que se personó en la zona para ayudar en la retirada.

«El malo»

Tras el desastre de Annual, los rifeños continuaron su implacable avance hacia Melilla degollando a base de gumía a todo aquel español que encontraron a su paso. Su cruel trayecto les acabó llevando hasta el monte Gurugú, una posición clave para el ejército de nuestro país por lo cercana que estaba a Melilla (apenas tres kilómetros). En aquella colina de 900 metros, un auténtico mirador desde el que tener controlada la urbe y que debía haber estado defendida por un gran contingente por su importancia estratégica, apenas había unos pocos hombres. Unos combatientes que defendían uno de los «blocaos» que más vidas se había llevado consigo por su privilegiada ubicación: el de Dar Ahmed.

Las malas condiciones y la cantidad de soldados que habían muerto en este «blocao» hicieron que fuese conocido como «El malo»

“Segunda caseta” y la posición de Sidi Ahmed el Hadj (con la misión de vigilar la salida de los barrancos próximos a Sidi Musa) desde el primer día también fue uno de los objetivos preferentes de los moros rebeldes», explica Vicente Pedro Colomar-Cerrada en su obra «El infierno de Axdir: prisioneros españoles en el Rif, 1921-1923». Lo cierto es que llamar «blocao» a esta precaria posición defensiva era algo bastante generoso, pues las crónicas nos definen este «blocao» como un conjunto de piedras, sacos terreros con varias aspilleras (o troneras) coronado por unas tristes tablas y rodeado por una alambrada.

La cantidad de hombres que se habían perdido a lo largo de los meses en la defensa de este «blocao», así como las infames condiciones de vida que debían pasar aquellos que protegían la posición, habían hecho que se ganase un curioso apelativo: el de «El malo

El relevo

La importancia estratégica del Gurugú hizo que, el 14 de septiembre de 1921, una compañía del Batallón Disciplinario de Melilla recibiera órdenes de partir hacia el «blocao» de Dar Hamed para relevar a los legionarios que llevaban defendiéndolo semanas. Hacían falta soldados de refresco.

La unidad que viajó estaba formada por una veintena de valientes al mando del teniente José Fernández Ferrer. Por debajo de sí se encontraban además el suboficial Aquilino Cadarso y el cabo Sergio Vergara. No se envió a oficiales de más alto rango a la ladera de aquella montañaa. Un teniente de escasa edad era el máximo exponente del poder militar de nuestro ejército en una de las posiciones más determinantes y delicadas del momento.

Imagen
subirimagenes
Los ingenieros reconstruyen un «blocao» en la carretera de Melilla- ABC/José Cegri

Tras llegar al enclave durante las primeras horas de la jornada, comenzó el relevo. Este vino acompañado del fuego de cientos de rifeños que ya habían llegado a la zona y se disponían a dar buena cuenta de los defensores.

«Desde la mañana, bien temprano, rompió el fuego el enemigo, que, potente y bien armado, era dueño de las alturas y cerros que circundaban el emplazamiento donde estaba el blocao. Con fuego cruzado, intenso y mortífero, hacían dificilísimo, casi imposible, el acercarse al puesto que había que relevar. Todo el día duró el intento, y hasta las seis de la tarde no se logró hacer el relevo. Y éste [se llevó a cabo] hombre a hombre, arrastrándose por el terreno, rodando por los barrancos, entrando un Disciplinario y saliendo del blocao un Legionario en la misma forma, desperdigados, a la carrera y con riesgo evidente y serio», explica el Ejército de Tierra en su dossier «”Blocao” de Dar Hamed, “El malo”».

Primeros ataques

A partir del momento en el que entraron en el «blocao» comenzó el calvario. Los soldados apenas tuvieron tiempo de cargar sus fusiles antes de posicionarse en las aspilleras y empezar la que sería la última batalla de sus vidas. «Bum; bum; bum». La primera noche la pasaron recibiendo los continuos disparos de dos piezas de artillería y de los fusiles rifeños. Todo un infierno que se extendió durante más de 12 horas. Los defensores vivieron el momento más horrible de la jornada cuando una granada rompedora cayó sobre «El malo» provocando el desastre. Y es que, lesionó a varios militares e hirió de gravedad al teniente, quien se negó a ceder el mando.

Imagen
subir fotos gratis

No hubo descanso. Los rifeños estaban ansiosos por expulsar a los españoles de las laderas del Gurugú, y así lo corroboraban sus balas. En la mañana del 15 la situación no mejoró pero -al menos- hubo una pequeña tregua en el fuego de obús marroquí que permitió a seis de los defensores organizarse para reparar los daños que había recibido el «blocao». Aprovechando el cese de la fusilería y de la artillería, Ferrer hizo además llamar a uno de sus hombres para tratar de poner remedio a aquella desesperante situación. Sus órdenes fueron claras: que corriera como si le fuera la vida en ello y solicitara refuerzos por teléfono desde la «Segunda caseta».

Poco se podía hacer más allá de enviar a un hombre a pie hasta esa posición (la más cercana al pequeño fuerte), pues los «blocaos» carecían de un sistema para poder comunicarse de forma efectiva con sus oficiales superiores más allá del precario heliógrafo. «El heliógrafo era un instrumento destinado a hacer señales telegráficas por medio de la reflexión de los rayos de Sol en un espejo movible», explica el autor José Fernández-Díaz en su obra «El blocao». La tregua no duró demasiado. De hecho, a las tres de la tarde empezó a llover plomo sobre la casamata. No pintaba demasiado bien la situación para los defensores, pero ninguno de ellos se planteó la rendición.

_________________
UN AMIGO NO ES AQUEL QUE TE SECA LAS LAGRIMAS, SINO AQUEL QUE EVITA QUE LAS DERRAMES


2016 08 12, 9:24
Perfil
Avatar de Usuario

Registrado: 2013 02 25, 4:38
Mensajes: 2167
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte
La Legión, en su ayuda

El soldado elegido por Ferrer no tardó en comunicarse con el Atalayón, la posición con unidades en su interior más cercana al «blocao». Tampoco se demoró demasiado en el tiempo la respuesta del teniente Eduardo Agulla, al mando de las tropas acantonadas en la zona. Este se presentó voluntario para ir a toda marcha hacia «El malo» a socorrer a sus compatriotas. No estaba dispuesto a tolerar que muriera ni un solo español más sino era con él a su lado.

Para su desgracia, sus oficiales superiores le negaron la petición afirmando que su presencia y la de su unidad eran necesariaa para mantener el orden en la zona. Como contrapartida, le instaron a pedir voluntarios para formar un grupo con el que socorrer a la compañía de Ferrer. En ese momento la camaradería de aquellos hombres podría haber hecho sollozar al más curtido, pues fueron tantos los que se ofrecieron, que hubo que hacer una selección.

Imagen
share image
Franc, junto a una de las banderas de la Legión- ABC

«El teniente Agulló, que estaba al frente del destacamento que guarnecía el Atalayón, fue el encargado de realizar la selección entre los hombres que estaban a su cargo», añade Colomar-Cerrada. No se engañó a ninguno de ellos. Todos sabían que iban a hacer honor al credo legionario y que (casi con total seguridad) estaban condenados a morir.

Los soldados quedaron al mando de un cabo (realmente un Legionario de Primera que venía ejerciendo tal oficio) llamado Suceso Terrero López. En este punto las fuentes son algo contradictorias. Y es que, mientras que algunos historiadores afirman que fueron 14 los legionarios de segunda elegidos para reforzar «El malo», el Comandante de Infantería Francisco Ángel Cañete Páez determina que realmente sumaban 15. Más allá del número concreto de hombres que fueron seleccionados, a partir de entonces se vivieron unos minutos de extrema tensión en los cuales los elegidos se despidieron de sus compañeros sabiendo que era muy probable que no les volverían a ver.

Imagen
subefotos
El Padre Revilla se dirige a los legionarios antes de una acción en 1921- ABC

Atendiendo a las fuentes, también se afirma que varios legionarios escribieron a sus madres y a novias para darles el último adiós. Sin embargo, el momento más emotivo de la jornada lo protagonizó el soldado Lorenzo Camps, quien decidió aprovechar bien la soldada que le habían pagado hacía poco y que todavía no se había gastado. Serio, se acercó a Agullo y se la cedió de forma solemne con una única petición: que fuera donada a la Cruz Roja. Así recoge Colomar-Cerrada aquel momento en su artículo «La gallardía de un soldado español»:

-¡A sus órdenes mi teniente!

-Dígame, legionario.

-Mi teniente, como vamos a una muerte segura, ¿quiere usted entregarle este dinero a la Cruz Roja en mi nombre?

-Le prometo, legionario, que así lo haré. Espero que vuelvan todos con vida.

-¿Ordena alguna cosa?

-Muchas gracias. Suerte, mucha suerte.

-¡A sus órdenes!

Llega la ayuda

Entre las seis y media de la tarde, y las nueve de la noche (siempre atendiendo a las fuentes a las que se acuda) Suceso Terreros y sus legionarios llegaron a las inmediaciones del «blocao». Un fuerte que ya poco podía «bloquear» por estar medio derruido. El recibimiento de los rifeños fue el esperado: tiros, tiros y más tiros.

La primera «misión imposible» de los soldados fue acceder a «El malo» esquivando los cartuchos harkeños, y lo consiguieron a base de bayonetazos. «Armado el cuchillo-bayoneta, se abrieron paso hasta las alambradas, donde cayeron dos legionarios heridos de gravedad que fueron inmediatamente recogidos e introducidos en el “blocao”», explica Cañete. A duras penas, la unidad logró entrar en los restos del fuerte. Habían pasado el primer mal trago, aunque ahora les quedaba resistir hasta la llegada de refuerzos... o hasta la muerte.

Imagen
subir imagenes gratis
Monte Gurugú- ABC/José Cegri

Como buen militar, lo primero que hizo Terreros fue presentarse a su malherido teniente. Este le dio las gracias muy marcialmente (ya en las últimas) por haberse personado y le instó a darle de fusilazos a los harkeños. A partir de ese momento no quedó tiempo para presentaciones entre los legionarios y los pocos disciplinarios que quedaban.

«Pum, pum, pum». Entre tiros y tiros se desarrollaron las siguientes horas. Cuando se puso el sol, la cantidad de balas enemigas se multiplicó. Y es que, los rifeños entendían que la noche era el momento perfecto para atacar el «blocao» debido a que los españoles no se atreverían a reforzar la posición sin luz. «El enemigo intensificó sus ataques y el teniente Fernández recibió una nueva herida que la causó la muerte. Tomó el mando el suboficial Cadarso, que poco tiempo después recibía un balazo que acabó con su vida. Le sucedió el cabo Vergara, que a pesar de estar herido de cuatro balazos continuó dirigiendo la defensa hasta morir», completa Colomar-Cerrada.

Los novios de la muerte

Tras la muerte de Vergara solo quedó el cabo Terrero para dirigir la defensa. Y lo hizo, según las crónicas, animando a sus compañeros a resistir y dando vítores a España y a la Legión. Todo ello, mientras sus hombres defendían los cuatro frentes del «blocao» a sangre, fuego, y lo que se terciase. Sin embargo, pronto descubrieron que el valor no es lo único necesario para ganar guerras. «A las dos de la mañana del 16 se habían agotado las municiones, así como la dotación personal que tenían los correajes, todos colgados desde el día anterior de estaquillas y palos», explica el Ejército de Tierra en su dossier. Sin cartuchos que lanzar, con una buena parte de los defensores muertos, moribundos o heridos, y sin refuerzos, poco podían hacer los supervivientes.

En este momento las fuentes varían sus testimonios. Algunos son partidarios de que la lucha continuó y nadie salió de «El malo». Cañete es contrario a esta opinión y considera que Terrero ordenó a dos de sus hombres escapar a toda velocidad de la posición para solicitar refuerzos al mando.

Imagen
subirimagenes
Miembros de la Legión en 1921- ABC

«Suceso Terrero encomendó al legionario Ernesto Miralles Borrás y al soldado disciplinario Marcelino Mediel Casanova, buenos conocedores del terreno y duchos en la orientación nocturna, que abandonasen el blocao y, rompiendo el cerco, intentasen alcanzar la “Segunda caseta” guarnecida por tropas propias para dar cuenta al mando de la comprometida situación en la que se encontraban».

Fuera como fuese, nunca llegó ayuda alguna. ¿La razón? Colomar-Cerrada ofrece una: «Debido a la oscuridad de la noche y a la escabrosidad del terreno no le fue posible al Mando enviar una columna en su auxilio. Desde las posiciones del Atalayón, Sidi Ahmed el Hadj y Sidi Musa se podían ver los fogonazos y escucharse el estampido de las granadas de mano al explosionar contra las defensas del blocao».

_________________
UN AMIGO NO ES AQUEL QUE TE SECA LAS LAGRIMAS, SINO AQUEL QUE EVITA QUE LAS DERRAMES


2016 08 12, 9:58
Perfil
Avatar de Usuario

Registrado: 2013 02 25, 4:38
Mensajes: 2167
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte
«Debido a la oscuridad de la noche y a la escabrosidad del terreno no le fue posible al Mando enviar una columna en su auxilio»



En las últimas horas la determinación de los defensores quedó patente. Ninguno de ellos titubeó. Ninguno sacó la bandera blanca. De hecho, los rifeños solo pudieron silenciar las aspilleras del «blocao» cuando, alrededor de las tres y media de la mañana, acercaron uno de sus cañones a unos 100 metros de «El malo» e hicieron fuego.

En ese momento, una llamarada letal cubrió totalmente el puesto avanzado, que acabó por derruirse totalmente. Todavía con los gritos de los vivos resonando en medio del Gurugú, los rifeños llevaron a cabo el asalto final sobre «El malo» y pasaron a cuchillo a los pocos supervivientes que quedaban. Así se terminó la heroica resistencia de un «blocao» que, a partir de entonces, cambiaría su nombre por el «Blocao de la muerte». Era la primera vez que un enemigo le arrebataba una posición a la Legión.

Adiós a los héroes

Mientras sus compañeros morían en aquel «blocao», Borras llegó hasta la «Segunda caseta» gravemente herido e informó de lo que estaba sucediendo. Media hora después lo hizo también Casanova, totalmente extenuado. Desesperados, ambos explicaron (ya el 16 de septiembre) que sus compañeros habían resistido durante horas en inferioridad numérica.

«Perdóneme, mi cabo, por no haber podido llegar a tiempo a salvarles»

«Sobre las ocho y media de la mañana una pequeña fuerza de socorro del Tercio de Extranjeros al mando del sargento Ruperto Valle Donaire, llega hasta el blocao, abandonado ya por los moros, y allí entre los escombros encuentran los cadáveres de todos sus defensores», añade el militar en su dossier.

Según señala Cañete, uno de los primeros que llegó hasta el «blocao» fue el legionario de segunda Francisco Pagés Millet, un catalán de 23 años que se había alistado hace pocos meses. Este cogió entre sus brazos el cuerpo de Suceso Terrero y, cuadrándose con él con la cara salpicada de lágrimas, le dijo: «Perdóneme mi cabo, por no haber podido llegar a tiempo de salvarles». Arreglado el desastre, se ordenó reconstruir el «blocao» español y seguir avanzando hacia territorio rifeño. El suceso arrancaría, a la postre, el siguiente comentario de Francisco Franco: «¡Así se defiende una posición! ¡Así mueren los legionarios por España!».

El discurso de Millán Astray publicado en ABC

«¡Legionarios! Hemos pasado de 1.000 bajas en los combates; de ellas 15 oficiales y: 200 legionarios cayeron para siempre cubiertos de gloria; de los restantes son 54 jefes y oficiales y 775 legionarios».

«Entre los primeros están como los más preclaros héroes de la Legión los legionarios que, al mando del cabo Suceso Terrero, marcharon voluntarios al blocao de “la Muerte”, en Melilla, y en él perecieron gloriosamente entre sus escombros cuando fue destrozado por el cañón enemigo; estos heroicos legionarios cumplieron con “el espíritu de acudir al fuego”, que nos manda nuestro credo. Son gloriosas las hazañas de la primera y segunda banderas en Melilla, y cada día escriben una nueva página, que aumenta nuestros laureles».

Imagen
subir fotos gratis

«Son vuestros jefes los comandantes Franco, Fontanes, Candeira, Villegas y Liniers; tenéis capitanes y oficiales que son orgullo del Arma de Infantería, y vosotros, legionarios, podéis ya contestar, como un honor, como yo os prometí, cuándo os pregunten que quién sois, diciendo; “Soy un legionario”».

«Seguid el camino emprendido; no olvidéis nuestro credo, y acometed siempre al enemigo por mucho y pujante que sea; no abandonéis al caído en el campo, hasta perecer todos; quereos como hermanos; acudid a la voz de “A mí, la Legión” a defender al que os llame; marchad sin fatiga; no os quejéis jamás; trabajad con fe, ayudando a todo el que pida ayuda a la Legión. Acudid al fuego, como lo hizo el cabo Terrero, con los 15 inmortales. ¡Caballeros legionarios! Seguid el camino emprendido, seguid combatiendo con bravura legionaria».

Imagen
subir fotos online

El soldado perdido

¿Cuántos legionarios combatieron aquellos días de septiembre junto a Suceso Terreros? ¿14 o 15? Las fuentes hacen referencia por igual a los dos números. Son muchos los historiadores que consideran que la fuerza sumaba 14 debido a que esos fueron los cuerpos que se encontraron el día 16 ataviados con el uniforme de la Legión. Sin embargo, Cañete es un firme defensor de que fueron 15 los hombres seleccionados para acudir junto al cabo a defender el «blocao» y ayudar a sus compañeros del Batallón Disciplinario.

«Si el teniente Agulla designó quince legionarios de 2ª, y quince fueron los que de esta clase entraron en el blocao. ¿Por qué en el “Historial de la Legión” y en todas las teóricas legionarias se habla de catorce? ¿Qué pasó con ese legionario que al parecer falta? ¿Desertó? ¿Se pasó a las filas enemigas traicionando la bandera de España?. No, nada de eso, ni desertó, ni fue traidor a España. Sucedió lo siguiente: Poco antes de la destrucción del blocao por la artillería rifeña, salió del mismo, cumpliendo órdenes de su jefe Suceso Terrero, para ir a pedir socorro a las posiciones españolas. Por eso no se encontró su cadáver entre los legionarios enterrados en las ruinas del blocao», determina el oficial en su dossier.



http://www.abc.es/historia/abci-16-hero ... ticia.html

este bonito articulo se publico el dia 10 de agosto, en abc

_________________
UN AMIGO NO ES AQUEL QUE TE SECA LAS LAGRIMAS, SINO AQUEL QUE EVITA QUE LAS DERRAMES


2016 08 12, 10:26
Perfil
Avatar de Usuario

Registrado: 2017 01 16, 1:01
Mensajes: 1550
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte
Bona escribió:
Imagen
El Blocao de la muerte en el Gurugú en 1927
Ese no es el blocao.

_________________
Imagen


2017 05 14, 11:17
Perfil
Avatar de Usuario

Registrado: 2013 02 25, 4:38
Mensajes: 2167
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte
Escucha bien esta historia no pierdas ningún detalle
un hombre que era un cualquiera y en su tierra no era nadie
cansado de no hacer nada sin que nada le importase
que no le echaran de menos si a la LEGIÓN se alistase.
Quería sencillamente hacer algo con su vida
y el tío, que era un valiente, de alli se fue pa´ Melilla.
Salió con un pelotón
junto a trece compañeros
y el cabo que les guió era suceso terreno
el malo estaba sitiado,no habia escapatoria
había bombardeado y alli encontraron su gloria
que se entere su familia,que lo sepa el pueblo entero
habia dado su vida,habia muerto sin miedo.
Y no le importan medallas y honores ni na´
solo queria servir a su patria
y sin pensar en lo que le pasara,mayor honor es morir por ESPAÑA
y en el blocao situado bajo el gurugu
necesitaban una ayuda urgente
y voluntarios acudían sabiendo muy bien
que aquello era el boclao de la muerte.
Ya ha pasado mucho tiempo y a veces nos olvidamos
así siempre ha sido el tercio a ver si nos enteramos
que la gente sin estudios y algunos muertos de hambre
dejaron atrás su vida y murieron en combate
no tenía miedo a nada,la muerte era su compañera
su vida no vale nada,moría por su BANDERA.
Que salgan los banderines que resuenen las cornetas
cojamos todos la papa porque esta es también su fiesta
porque el 20 de septiembre es el día legionario
de los que aun estamos vivos y de los que se marcharon
es una parte de la historia que escribieron con su sangre
nosotros en su memoria queríamos recordarle.
Y no le importan medallas y honores ni na´
solo queria servir a su patria
y sin pensar en lo que le pasara,mayor honor es morir por ESPAÑA
Y no le importan medallas y honores ni na´
solo queria servir a su patria
y sin pensar en lo que le pasara,mayor honor es morir por ESPAÑA
y en el blokao situado bajo el gurugu
necesitaban una ayuda urgente
y voluntarios acudían sabiendo muy bien
que aquello era el BLOKAO DE LA MUERTE.


VIVA LA LEGIÓN!!

_________________
UN AMIGO NO ES AQUEL QUE TE SECA LAS LAGRIMAS, SINO AQUEL QUE EVITA QUE LAS DERRAMES


2017 11 03, 6:12
Perfil
Administrador
Avatar de Usuario

Registrado: 2011 10 29, 7:44
Mensajes: 28824
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte
Imagen
Blocao de Dar Hamed , más conocido como El blocao de la muerte o El Malo

_________________
Honor y Gloria a los que dieron su vida por España


2018 02 21, 1:35
Perfil
Avatar de Usuario

Registrado: 2017 01 16, 1:01
Mensajes: 1550
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte
A ver socio, ¿ de donde ha salido esta informacion?.
Que estan saliendo blocaos de Dar Hamed, de todos los colores.

El blocao estaba hecho para una seccion, y eso es mas chico, que una tienda de 40 pavos.

NO SE KILLO, AQUI CADA CUAL TIENE SU PROPIO BLOCAO:


Imagen

Imagen

A ver los historiadores que dicen al respecto. Tanto presentarse como historiadores y licenciados en desastres.

_________________
Imagen


2018 02 21, 2:00
Perfil
Avatar de Usuario

Registrado: 2016 03 15, 4:30
Mensajes: 1207
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte
Película sobre el Blocao de la Muerte, original del capitán legionario LEANDRO ALFAYA REY



Link


O bien esta obra en el TEATRO DE RONDA por el Tercio Alejandro Farnesio, IV de LA LEGIÓN.
MOSTRAR MÁS




Link

Está claro que "EL TERCIO ESTÁ PARA LO QUE TERCIE", Killos...

_________________
Regimiento mixto de INGENIEROS nº 8 de MELILLA


2018 02 21, 4:30
Perfil
Administrador
Avatar de Usuario

Registrado: 2011 10 29, 7:44
Mensajes: 28824
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte
Yo coloco lo que encuentro y como lo encuentro, ahora no me voy a poner yo a medir el blocao de los cojones.

_________________
Honor y Gloria a los que dieron su vida por España


2018 02 21, 6:30
Perfil
Avatar de Usuario

Registrado: 2017 01 16, 1:01
Mensajes: 1550
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte
Bona escribió:
Yo coloco lo que encuentro y como lo encuentro, ahora no me voy a poner yo a medir el blocao de los cojones.



Joder killo, ni que te hubiese dicho que el desastre ocurrió en Torrevieja.

_________________
Imagen


2018 02 21, 9:56
Perfil
Avatar de Usuario

Registrado: 2016 03 15, 4:30
Mensajes: 1207
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte
KILLO escribió:
Bona escribió:
Yo coloco lo que encuentro y como lo encuentro, ahora no me voy a poner yo a medir el blocao de los cojones.



Joder killo, ni que te hubiese dicho que el desastre ocurrió en Torrevieja.


Hoy tiene mal día, a mi me ha puesto también fino en otro sitio. Se nota que "lo de pintar" no le pinta.

_________________
Regimiento mixto de INGENIEROS nº 8 de MELILLA


2018 02 21, 10:04
Perfil
Avatar de Usuario

Registrado: 2017 01 16, 1:01
Mensajes: 1550
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte
Es verdad, se porta muy mal y muy mal educado.

Estoy pensando en montarle aquí una tangana, a ver si se espabila de una vez, y no mete mas blocaos de la guerra civil y de milicianos de la batalla de Terrinches.

_________________
Imagen


2018 02 21, 10:09
Perfil
Administrador
Avatar de Usuario

Registrado: 2011 10 29, 7:44
Mensajes: 28824
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte

"Tengo por costumbre querido Sancho que, en viendo el burro venir, ya de lejos me apercibo sin confundirme,
de las patadas que pudiera propinarme, por tanto mi fiel escudero fijate en los andares y si viéndolo retorcido
y mal encarado vieres que arranca sin compostura hazte a un lado, que de estos con mala idea, sucios y
desaliñados mejor no tener contacto"

"Y hay que tener cuidado con tal calaña,que de ser menester utilizan a las más tiernas criaturas y hasta pretenden
adoctrinarlas y que salgan de su mala hueste con títeres y cabalgatas. Y cuidado amigo Sancho que son los mismos
que luego cobran de berberiscos y de otros que más allá someten a sus pueblos y ello,tanto mal vestidos cuando
procede el buen hábito,como vestidos de la más cursi casta,cuando no es tan menester."

El Pijote de la Mancha Machega.
Pan, vino y tocino, me la suda el pepino.


jajajajajaja

_________________
Honor y Gloria a los que dieron su vida por España


2018 02 22, 2:10
Perfil
Avatar de Usuario

Registrado: 2016 03 15, 4:30
Mensajes: 1207
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte
Nadie podrá decir que aquí no se cultiva la cultura.
Leyendo al Quijote, más arriba, se me ocurre recordar a un oriundo de mi tierra "Calderón de la Barca".


Link


Muchos poetas y escritores, en el pasado, fueron soldados.



jajajajajajajajajjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjajjjjjjjjajjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjaajjajjjjjajj

Imagen

_________________
Regimiento mixto de INGENIEROS nº 8 de MELILLA


2018 02 22, 3:17
Perfil
Avatar de Usuario

Registrado: 2017 01 16, 1:01
Mensajes: 1550
Mensaje sin leer Re: El Blocao de la muerte
¿Que pasa Servando, ya te han bautizado como Willy?.

_________________
Imagen


2018 02 22, 3:43
Perfil


Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
Responder al tema   [ 35 mensajes ]  Ir a página 1, 2  Siguiente

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado


No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro
No puede enviar adjuntos en este Foro

Buscar:
Saltar a:  
Powered by phpBB © 2000, 2002, 2005, 2007 phpBB Group
Forum style by ST Software.
Traducción al español por Huan Manwë para phpbb-es.com
phpBB SEO
Crear Foro | Subir Foto | Condiciones de Uso | Política de privacidad | Denuncie el foro