Responder al tema  [ 5 mensajes ] 
Ases de la Luftwaffe 
Autor Mensaje

Registrado: 2017 08 05, 5:53
Mensajes: 33
Mensaje sin leer Ases de la Luftwaffe
Voy a aportar una serie de posts sobre los ases de la Luftwaffe, narrando las hazañas de estos auténticos héroes, que lucharon hasta el final sin desfallecer. Aunque muchos de ellos son muy conocidos, espero aportar datos y fotos interesantes.
En este primer post de introducción quiero simplemente mostrar una rápida comparativa entre los números de victorias de los mayores ases de los otros países y los ases Alemanes. Como podéis ver a continuación, los números hablan por sí mismos…

Ases Rusos: tan sólo 7 pilotos consiguieron más de 50 victorias. El mejor fue Iván Nikoláyevich Kozhedub, con un total de 62 victorias

Imagen


Hiroyoshi Nishizawa con 87 victorias fue el as japonés con más victorias. Tan sólo 4 pilotos japoneses lograron más de 50 derribos

Imagen


Italianos: Adriano Visconti con “sólo” 26 victorias

Imagen


Americanos: Richard Ira Bong con 40 derribos

Imagen


Británicos: Johnnie Johnson con 38 derribos, si bien el máximo as de la RAF fue el sudafricano Marmaduke Pattle, con 50 victorias

Imagen
Johnnie Johnson

Imagen
Marmaduke Pattle


Franceses: Pierre Clostermann derribó 23 aviones enemigos, pero asignado en la RAF y pilotando Spitfires británicos

Imagen


De hecho, el finlandés Eino Ilmari Juutilainen, con 94 derribos, es el piloto no Alemán con mayor número de victorias en la Segunda Guerra Mundial.

Imagen


Como contrapunto a estos números, tenemos a los ases de la Luftwaffe, de los cuales más de 100 pilotos obtuvieron más de 100 victorias (15 de ellos más de 200 derribos y dos incluso más de 300!!). Además, 350 pilotos alemanes que consiguieron entre 41 y 100 victorias. Es decir, que más de 450 pilotos alemanes obtuvieron más victorias que los mejores ases inglés y americano…
Aquí tenéis el “top 15”:

Imagen


Para más inri, hay que tener en cuenta que el sistema de confirmación de derribos de los alemanes era mucho más estricto que el de otros ejércitos. Sin dos testigos del derribo no se podía reclamar la victoria. El testigo podía ser un compañero de escuadrón o un observador desde tierra. No servía para acreditar una victoria ser oficial y caballero y, por tanto, un hombre de palabra, como sí que se aceptaba en la RAF y USAAF.


2017 12 31, 12:37
Perfil

Registrado: 2017 08 05, 5:53
Mensajes: 33
Mensaje sin leer Re: Ases de la Luftwaffe
Erich Hartmann


Evidentemente, había que empezar por él. Es el piloto de caza más exitoso de la historia. Nada más y nada menos que ¡¡352!! victorias confirmadas. Lo más increíble es que obtuvo su primera victoria en noviembre de 1942, ya en mitad de la guerra, y no consiguió su segunda victoria hasta Febrero de 1943. Es decir, ¡que consiguió sus siguientes 350 victorias en poco más de dos años!

Imagen

Hay que tener en cuenta que tan sólo tenía 17 años cuando estalló la guerra y que comenzó su entrenamiento como piloto militar cuando la Batalla de Inglaterra estaba terminando.

Sirvió casi todo el tiempo en el frente ruso, pilotando un Messerschmitt Bf-109. Formó parte del mítico escuadrón JG-52, el ala de caza con los mejores resultados de la Luftwaffe, con más de 10000 victorias aéreas en toda la guerra. Seis de los ases con más de 200 victorias formaron parte de este escuadrón, incluyendo los 3 ases más destacados de la guerra: el propio Hartmann (352), Gerhard Barkhorn (302) y Günther Rall (275).

Imagen
Messerschmitt Bf-109


Imagen
Cabina de un Bf-109


Curiosamente su primer combate aéreo fue desastroso. Salió como escolta de Eduard Rossmann, que llevaba 80 victorias (terminó la guerra con 93 victorias). Los dos iban pilotando sendos Bf-109. Avistaron una formación de 7 cazas y 3 cazabombarderos. Ansioso por conseguir su primera victoria, adelantó a su compañero a quien debía cubrir y empezó a disparar. Falló su primer ataque y pronto se vio rodeado por todas partes por aviones rusos. Perdió de vista a Rossmann y se elevó hacia unas nubes para ocultarse y escapar de sus perseguidores. Rossmann le indicó que le seguía para cubrirle, que saliese de las nubes ya que le había perdido. Pero mientras bajaba vio que un caza ruso se pegó a su cola y descendió a toda velocidad hasta rozar las copas de los árboles. Finalmente consiguió despistar a su perseguidor mientras Rossmann le seguía hablando por radio de forma ininteligible. Entonces se encendió la alarma de bajo nivel de combustible y finalmente tuvo que realizar un aterrizaje de emergencia al quedarse sin gasolina.

Al llegar a la base se llevó una bronca tremenda, tanto por parte de Rossmann como por parte del jefe de escuadrón (mayor von Bonin, que terminó la guerra con 77 victorias). Primero por separarse de su líder sin permiso, por volar hacia la posición de tiro de su líder, por desobedecer la orden del líder de reunirse con él por perder la orientación y posición y por destruir su propio avión sin tan siquiera haber dañado un avión enemigo. Estuvo una semana castigado sin volar trabajando en tierra junto con los mecánicos. Quien diría que fue el as de ases de la historia…

Con el tiempo Erich tuvo muchas oportunidades de volar con Rossmann y aprender de él.


Su primera victoria llegó el 5 de Noviembre de 1942. Ese día volaba en el grupo del teniente Treppe. Iban 4 Bf-109. Erich fue el primero en divisar un grupo de 18 cazabombarderos Il-2 Stormovik escoltados por 10 cazas Lagg-3. Como fue el primero en divisarlos, Treppe le ordenó dirigir el ataque. Los Bf-109 se separaron en dos parejas y atacaron simultáneamente a los desprevenidos rusos. Cerca del nivel de suelo Erich atacó a los Stormovik y observó como sus balas rebotaban en el blindaje de los cazabombarderos. Sabia que tenían su punto débil por debajo, por lo que dio una vuelta, se colocó debajo de uno de ellos y disparó desde unos 70 metros por detrás. Vio con satisfacción como el avión ruso ardía y empezaba a caer. En ese momento se produjo una explosión y varios pedazos del ala del Stormovik impactaron en el avión de Erich, que empezó a echar humo y perder altura. Logró aterrizar de emergencia.

Imagen
Cazabombardero Il-2 Stormovik


El Mayor von Bonin puso al joven Hartmann bajo las órdenes de otro gran piloto: Alfred Grislawski, que sobreviviría a la guerra terminando con 133 victorias. Sabía que Grislawski era el tipo de persona que le iba a imponer la severa disciplina que necesitaba. Grislawski solía burlarse de Erich cuando estaban en el aire y a menudo le lanzaba maldciones para hacer de él el tipo de escolta que quería. Incluso lo intimidaba delante de los otros pilotos llamándole “cara de niño”, por lo que acabaron llamándole “Bubi” (niño). Con el tiempo Hartmann reconoció que la decisión del mayor había sido acertada, pero el apodo se le quedó y todos le llamaban Erich “Bubi” Hartmann.

Su tercer gran maestro fue Walter Krupinski (197 victorias!!). Se llevaban muy bien, saliendo juntos de fiesta allí donde estuvieran. Regresaba de las operaciones conjuntas con Krupinski con la idea de que la supervivencia era lo más importante y que nunca había de perder a un escolta.

Günther Rall (tercer as con más derribos de la guerra con 275 victorias) sustituyó a von Bonin como jefe de grupo y ascendió a Hartmann a jefe del 9º escuadrón en Agosto de 1943. El 17 de ese mismo mes alcanzó las 80 victorias, habiendo alcanzado en un solo día 7 victorias.

Imagen
100 victorias!!


Su táctica favorita en el combate aéreo era avistar pronto al avión enemigo, acercarse sin ser visto a gran velocidad, disparar desde muy cerca y apartarse para ponerse a salvo.

En sus propias palabras: “ver, decidir, atacar y marcharse”. Este era su lema. Esto significaba: divisar al avión enemigo, decidir si era posible un ataque sorpresa en esa situación, llevar a cabo el ataque y luego salir de allí inmediatamente. No entablar nunca un combate aéreo con un enemigo que sabe que estás ahí. Siempre intentó no desviarse de esta táctica.


Tras conseguir su victoria 150 recibió la condecoración de la Cruz de Caballero de la Cruz de Hierro. Su distintivo de llamada por radio pasó a ser “Karaya One” (el adorado), que pintaron en su Messerschmitt Bf-109 junto a un corazón rojo atravesado por una flecha y el nombre de su prometida (Usch, diminutivo cariñoso de Úrsula).

Imagen

Imagen


Gran parte del éxito de un piloto depende del mecánico de vuelo, que mantiene el avión en perfecto estado de funcionamiento. Heinz Mertens era para Hartmann un mecánico y un amigo cuya entrega y habilidad no tenían parangón. Dijo de él lo siguiente: “con quien mantenía una relación más estrecha era con Heinz Mertens, mi mecánico de vuelo. Confías en tu escolta para que te cubra en el aire y en tus compañeros de equipo en la batalla aérea, pero el hombre que mantiene tu máquina en buen estado y hace que sea segura es la persona más importante que conoces. Nos hicimos muy buenos amigos, Ninguno de mis éxitos hubiera sido posible sin Mertens”.
Aquí podéis verles juntos en la cabina de su Bf-109:

Imagen


En una ocasión Hartmann fue derribado tras las líneas rusas y capturado. Saltó del camión ruso en marcha y huyó por un campo de girasoles. Pasó el resto del día oculto y volvió por la noche a la base. Al volver un centinela alemán le disparó, aunque, afortunadamente, falló el tiro rozándole la pierna. Mientras tanto, Mertens salió a buscarle con un fusil y una cantimplora. Al día siguiente regresó abatido y agotado. Años después dijo que cuando vio al piloto sano y salvo en la base fue el momento más feliz de su vida.


Al conseguir la victoria 300 le concedieron los Diamantes para su Cruz de Hierro. Se la entregó Hitler en persona. Tan sólo 7 pilotos de caza recibieron los Diamantes durante la guerra. Según contó tras la guerra, habló con el Führer sobre la estrategia a seguir para impedir los bombardeos aliados sobre Alemania, sobre la insuficiente instrucción de los nuevos pilotos de caza que se incorporaban a su escuadrón en Rusia y Hitler le reconoció que la guerra estaba perdida (finales de Agosto del 44).

Aprovechó el permiso de diez días concedido para casarse y disfrutar la luna de miel, aunque se sintió culpable de estar lejos de su grupo en el frente y decidió poner fin al viaje de novios y regresar al JG-52.

Estuvo probando el avión de reacción Messerschmitt Me 262 invitado por Galland para formar un escuadrón de pilotos de élite con el nuevo avión, pero solicitó volver con su unidad al frente ruso.

Nunca fue herido en sus más de 800 combates aéreos, a pesar de ser derribado 14 veces. Su mayor logro, según él mismo decía, es que nunca perdió a su avión acompañante.

Imagen


Aunque se rindió con su unidad a los americanos, fue entregado a los rusos por haber luchado en el frente ruso.

Estuvo cautivo en Rusia durante 10 años y medio. Fue llevado a un campo de trabajos forzados en una mina de carbón. Se negó a trabajar alegando que era un oficial y que según la Convención de Ginebra no tenia que trabajar. Lo encerraron en régimen de aislamiento en una celda de castigo. Se produjo una revuelta en el campo y le liberaron. Ordenó a sus compañeros no hacer daño a los guardias rusos y habló con un general ruso para quejarse de la comida, las malas condiciones y la obligación de trabajar 12 horas diarias en la mina. Finalmente, la revuelta se terminó y se pasó 5 meses encerrado en la celda de castigo. Cuando fue liberado diez años más tarde, en 1955, apenas pesaba 48 kilos.


Se reincorporó al servicio militar en 1956. Tomó el mando de la primera ala de cazas a reacción, la JG-71 ”ala Richthofen”, equipada con reactores F-86 Sabre. Su reto era convertirla en una unidad operativa eficaz.

Imagen
Hartmann en cabina de un F-86 Sabre

Se opuso a la compra del caza F-104 Starfighter, por considerar tanto que los pilotos alemanes no estaban preparados para ese avión como que era un avión inseguro y mal diseñado. Esto le acarreó muchos problemas con las altas esferas, ya que la compra de este avión era una decisión política. Esto originó una campaña de difamación y desprestigio en su contra y finalmente se le retiró del mando de la JG-71 y se le postergó a un trabajo de oficina en el Estado Mayor. Finalmente, el elevado número de accidentes y pilotos muertos durante la vida operativa del F-104 le dieron la razón.

Se retiró del servicio activo de la Fuerza Aérea Alemana en 1970.


Murió en Septiembre de 1993 a los 71 años.


2017 12 31, 1:15
Perfil
Administrador
Avatar de Usuario

Registrado: 2011 10 29, 7:44
Mensajes: 29598
Mensaje sin leer Re: Ases de la Luftwaffe
Ya te cansastes compañero Gadlyn.
Veo que entras al foro pero no dices nada.

_________________
Honor y Gloria a los que dieron su vida por España


2018 06 10, 1:31
Perfil

Registrado: 2017 08 05, 5:53
Mensajes: 33
Mensaje sin leer Re: Ases de la Luftwaffe
Estoy liado ayudando a los críos con los exámenes, Bona. Intento tomar datos de 3 o 4 libros en cada post y lleva su tiempo... En un par de semanas volveré a aportar cosillas que espero os parezcan interesantes


2018 06 11, 12:25
Perfil
Administrador
Avatar de Usuario

Registrado: 2011 10 29, 7:44
Mensajes: 29598
Mensaje sin leer Re: Ases de la Luftwaffe
Estupendo compañero, sabia yo que andabas por aqui ...Lo primero es lo primero ..

Saludos.

_________________
Honor y Gloria a los que dieron su vida por España


2018 06 11, 11:55
Perfil


Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
Responder al tema   [ 5 mensajes ] 

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado


No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro
No puede enviar adjuntos en este Foro

Buscar:
Saltar a:  
Powered by phpBB © 2000, 2002, 2005, 2007 phpBB Group
Forum style by ST Software.
Traducción al español por Huan Manwë para phpbb-es.com
phpBB SEO
Crear Foro | Subir Foto | Condiciones de Uso | Política de privacidad | Denuncie el foro